Reglas Basicas Prestacion de Servicios de Abogacia

Martes, 10 Junio   

1. Todos los clientes quieren soluciones creativas y no solo indicadores jurídicos y caminos legales: prefieren los abogados que utilizan la ley para encontrar soluciones para sus problemas y abogados que logran ver más allá de lo que prescriben los códigos.

2. El abogado debe reconocer y detectar los aspectos prioritarios y secundarios del caso. Los clientes prefieren a los abogados que identifican las necesidades, deciden cuáles son las más importantes y cuáles no lo son y después exponen a sus clientes las prioridades y riesgos, ofreciendo resultados prontamente.
3. Retornar inmediatamente llamadas telefónicas y mensajes de e-mail. Muchos clientes consideran este el aspecto más importante en la prestación de servicios. Ser accesible es una gran ventaja.

4. Adelantar, actuar y no solo reaccionar: Permita a los clientes evitar problemas futuros.
5. Conocer el negocio de sus clientes: A pesar de que es imposible convertirse en un experto en el negocio de cada cliente, es importante dedicarse algunas horas no cobradas para aprender más sobre el área para facilitar el entendimiento de los problemas de sus clientes. Ellos perciben este esfuerzo y lo valoran.
6. Aprender a escuchar: no sólo escuchan, como también repiten con sus propias palabras lo que le ha dicho el cliente para confirmar el entendimiento correcto de sus problemas. Les gusta a muchos abogados hablar pero los clientes describen a los abogados preferidos como capaces de escuchar y comprender el problema de los clientes.
7. Estar disponible siempre a las necesidades del cliente. Los mejores abogados además de suministrar el número de su teléfono celular a sus clientes, ellos avisan a sus clientes cómo podrán encontrarlos en caso de emergencia cuando su abogado esta viajando.
8. Administrar plazos como si la vida dependiese de ellos; Establece plazos para sus actuaciones en forma realista y no con base a lo que le gustaría al cliente; mantiene el cliente informado de riesgos y de sus actuaciones; cuando se dan cuenta de que no podrán cumplir con un cierto plazo advierten al cliente y le indica que camino se podrá tomar.
9. Saber cuando decir no: Los abogados más apreciados son aquellos que no tienen miedo a decirles a sus clientes que no deberían utilizar los servicios de un abogado en el caso, aún cuando ello implique renunciar a los altos honorarios.
10. Llevar registros sobre todos los asuntos del cliente en sus archivos, hasta los antiguos, para mantener la memoria de las decisiones tomadas. No hay nada más desagradable que tener que recordarle al abogado de los asuntos que le corresponden.