Estrategias de Publicidad de la Abogacia Stamford

Martes, 17 Junio   

Los abogados suelen centrar su promoción en la habilidad personal en cuanto a la gestión de relaciones y al establecimiento de contactos, así como en la publicidad que los clientes satisfechos hacen del abogado o del bufete, en el llamado “boca-oreja”. Estas actividades tradicionales de promoción son necesarias, pero insuficientes en la actualidad, ya que hemos pasado de un mercado jurídico con poca competencia donde aquellas actividades eran suficientes, a otro masificado, muy competitivo.

En general los abogados son, todavía hoy día, bastante escépticos a la aplicación del marketing en el ejercicio de la profesión. Paradójicamente, una parte del trabajo de los letrados es marketing: la creación de nuevos clientes, la conservación de los antiguos, las relaciones públicas, el establecimiento de redes de relación, la atención al cliente, etc. Cada contacto que hace el abogado o el personal del despacho es una oportunidad de marketing.