Custodia Compartida

Martes, 10 Junio   

En esencia, la custodia compartida permite que los hijos mantengan una estrecha y equiparable relación con los dos ex cónyuges, lo que representa en la práctica la existencia de dos hogares.

Las sentencias concediendo la custodia compartida son minoritarias, debido, esencialmente, a la inestabilidad que pueda causar en el menor el cambio constante de residencia. No obstante, con la reforma legal la guarda y custodia compartida sólo se prohibirán en casos de violencia domestica y se concederá si los cónyuges la solicitan de común acuerdo y no se separan a los hermanos.

Excepcionalmente, el Juez, a solicitud de un solo progenitor, con informe favorable del Ministerio Fiscal, podrá acordarla cuando considere que sólo de esta forma se protege adecuadamente el interés superior del menor. Pero la guarda y custodia compartida no implica dividir el tiempo del menor al 50% para equilibrar a ambos cónyuges. De lo que se trata es del derecho del hijo a estar con su padre y madre. Lo importante no es quién va a tener más tiempo al hijo, sino el desarrollo integral del menor como persona.