Advierten Violaciones a cánones de los Abogados Georgia

Jueves, 6 Diciembre   

En un intento por detener las expresiones de políticos estadistas sobre las dos vacantes en el Tribunal Supremo, el representante popular Charlie Hernández advirtió que aquellos políticos que son abogados y promueven criterios ideológicos en la selección de los jueces del alto foro violan los cánones de ética de la abogacía.

Hernández incluso envió cartas al respecto al Departamento de Justicia y al Colegio de Abogados, entidades encargadas de velar por que los licenciados en derecho cumplan con los cánones de ética.

“Las expresiones destempladas que he escuchado de algunos podrían constituir una conducta antiética que denigra los altos estándares de la profesión legal”, indica Hernández en su carta, en la que no identifica a los políticos, que a la vez son abogados, que han hecho esas expresiones.
Al principio de la conferencia mostró un vídeo, con fecha de enero de 2005, en el que los senadores estadistas Héctor Martínez y José Emilio González, ambos letrados, sostienen que las vacantes que surgirían en el alto foro debían ser llenadas con jueces de ideología anexionista.

Para entonces, aún no había surgido la vacante del juez Baltasar Corrada del Río, quien dejó el cargo en abril de 2005 porque cumplió la edad límite de 70 años que dispone la Constitución, ni la del juez Jaime Fuster Berlingeri, quien murió repentinamente el lunes de un aparente ataque al corazón.

El canon 10 del Código de Etica Profesional de los licenciados dispone que “el abogado, como miembro del foro y exponente del principio de la independencia judicial, tiene la obligación de velar por que los jueces sean seleccionados a base de méritos profesionales, vocación para el alto ministerio de impartir justicia, rectitud, entereza de carácter y honradez indiscutible”.

“Debe abstenerse, por consiguiente, de ejercer influencia para que en la selección de los jueces intervengan razones de orden político o personal en detrimento de las condiciones de capacidad profesional”, indica el canon 10.

Hernández, representante por el distrito de Mayagüez, también hizo la advertencia a Luis Fortuño por haber indicado que se deben tomar en cuenta las posiciones ideológicas de los jueces.

“Si a través de lacayos en el Senado se dispone a imponer su criterio ideológico, se expone a severas sanciones”, señaló.

Al preguntársele sobre las libertades de expresión y asociación que garantiza la Constitución de Puerto Rico, respondió que los abogados no tienen derechos plenos de sus libertades pues los cánones les impiden manifestar algunas cosas y “los cánones nadie los ha declarado inconstitucionales”.

Otros políticos que no son abogados impulsan el que se considere en primera instancia el criterio ideológico de los candidatos para las vacantes del alto foro, pero Hernández insistió en que sólo podía señalar a los abogados, que deben evitar hacer ese tipo de expresiones, que calificó como “torpes”.